Layla era de Harrison se fue con Clapton y se convirtió en leyenda

Eric Clapton creó en 1970, una de las canciones de amor que más trascendencia ha tenido en la historia de la música Rock. Metido en un triángulo amoroso con George y Patti Boyd Harrison, Clapton sacó el título de su mejor canción de amor de la historia romántica persa Layla y Majnún.

Patty-Boyd-Harrison_Clapton

El gran triángulo amoroso

Grabada por Derek and the Dominos (un grupo de vida corta que incluía a Clapton y a miembros de la Delaney and Bonnie’s Band), Layla arrasa con la voz afligida y los riffs cortantes de las guitarras de Clapton y su colaborador Duane Allman y acaba disolviéndose en una coda serena en la que manda el piano.
“Era lo más intenso que me pasaba, sobre lo que más me apetecía escribir”, dijo Clapton en RS en 1974 y así lo reflejan en Rolling Stone, donde incluyen esta canción en el puesto 27º de su ranking de las 500 mejores canciones de la historia.

En su biografía, la modelo Patty Boy cuenta una vida llena de atormentadas relaciones sentimentales con los grandes de la música. Se casó primero con George Harrison y luego con Eric Clapton, pero admite que por su cama pasaron desde John Lennon hasta Mick Jagger. Era toda una multiintrumentista

En 1962, poco después de su regreso de Kenia, donde había estado viviendo con su familia en la década de los cincuenta, Patricia Anne Boyd obtuvo un papel en la primera película de The Beatles, Qué noche la de aquel día. Así conoció a los cuatro chicos de Liverpool y se fijó en George Harrison. Se casaron el 21 de enero de 1966. Tiempo más tarde, la pareja comenzó a frecuentar el mundo de la espiritualidad y George cayó en un raro nirvana que le llevó a abusar del alcohol y las drogas. El desaparecido Beatle buscó a otras mujeres y Patty se vengó con John Lennon y Mick Jagger como protagonistas. Buenos músicos, sí señor…

Por el año 1968 en una fiesta, Eric Clapton conoció a Patty y se convirtió en una verdadera obsesión desde ese día. El guitarrista se impuso conquistarla, pero ella rechazó todos sus intentos. Quería todavía salvar su matrimonio, a pesar de que George saltaba de una cama a otra, incluso en la de la mujer de Ringo Starr. Pobre Ringo…

Pero mano lenta mientras tanto, no se rendía y desahogó su frustración componiendo Layla, una de sus mejores canciones, tributo a la mujer de sus sueños. Tanta fue su insistencia que, al final, Eric logró una relación clandestina con su Layla, favorecida por el desinterés de Harrison, quien, al enterarse de la historia, le dijo: “Es toda tuya amigo, tómala”.

Clapton se casa con Patty en 1979, pero la historia volvió a repetirse. La dependencia del guitarrista al alcohol y a la cocaína rompe la pareja 10 años después.

Clapton se quedó sin su Layla, pero la canción que le compuso perdura.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s